¿Puede una ideología suplantar el derecho de los padres de familia a educar a sus hijos?

0
116

Es increíble que en la actualidad siga existiendo el método de la descalificación y posterior suplantación a todos los niveles, incluyendo la educación de los niños y jóvenes.

Los primeros y principales educadores de nuestros hijos somos los padres de familia y confiamos parte de esta labor a las escuelas, pero últimamente, no todas comparten nuestros valores y tratan de imponer los suyos de forma sutil.

La dictadura del relativismo nos ha hecho reos de ideologías sin sustento que manipulan la verdad y la quieren imponer a cualquier precio. La ideología de género es de las más absurdas porque trata de imponer como verdad lo que naturalmente es imposible. Es la última rebelión de la creatura contra su ser, es sentirse como Dios y querer enmendarle la plana.

Aquí te dejo mis 5Tips para educar conforme a nuestros valores.

  • Define  en qué valores quieres educar a tus hijosEsto es muy importante, porque no podemos caminar si no sabemos a dónde queremos llegar. Al hacer conciencia de los valores también hacemos conciencia del estilo de vida que queremos para nuestra familia y definimos prioridades.

    Así podemos darle a nuestra familia una identidad y un sentido. Los valores son los principios rectores que mueven a la familia y por eso es muy importante tenerlos claros.

  • Sé coherente y vive esos valores en familia

Aquí es donde se necesita de gran valentía para poner manos a la obra a pesar de los mensajes contradictorios que algunas ideologías nos quieren imponer.

Es básico hacer una estrategia familiar que nos ayude con los más pequeños de la casa y también que les permita a los adolescentes vivir esos valores. ¡Nunca es tarde para comenzar! Nosotros hicimos un calendario de valores para vivir un valor al mes y poderlo llevar hasta la virtud.

  • Retoma las riendas de la educación de tus hijos

Es necesario tener un proyecto de educación para nuestros hijos y revisar si los agentes externos a la familia colaboran en nuestro estilo de vida y nos ayudan a cumplir con ese proyecto.

Se trata de que tú marques el paso y los demás colaboren contigo, por ejemplo, la escuela, la familia extendida, el catecismo, el gobierno, las clases de deportes o de música, etc., todos ellos deben ayudarte de forma subsidiaria. No olvides que nadie sabe mejor lo que necesitan nuestros hijos que nosotros sus papás.

  • Tu presencia hace la diferencia

Si somos papás presentes en la vida de nuestros hijos podremos estar al pendiente de sus necesidades y ayudarlos de forma oportuna, pero si delegamos esto en alguien más, es más probable que nuestros hijos tengan problemas.

En ocasiones, estar de tiempo completo con ellos es muy difícil, sobre todo porque debemos cumplir con nuestros deberes y en muchos casos debemos trabajar para apoyar el sustento familiar, pero con unos minutos al día será suficiente para conocer bien a nuestros hijos y ser los responsables de su educación.

Es necesario tiempo de calidad y de cantidad.

  • Busca amistades que también vivan esos valoresSi nos apoyamos en familias que tiene el mismo estilo de vida es más fácil vivir los valores que hemos acordado que son los mejores para nuestra familia.

    La convivencia con otras familias puede ayudarnos a que nuestros hijos encuentren amistades que viven los mismos valores y que se identifiquen con ellos. El testimonio de otros niños y jóvenes les dará seguridad y los hará sentir parte de un grupo afín a ellos. La vida en comunidad siempre es mejor y que bueno que sea una comunidad de familias.

    Y por último, es importante dar testimonio de que vivir coherentemente no es difícil, solo es necesario estar decidido y estar dispuesto a dar testimonio ante la sociedad de que los valores son importantes y le dan identidad a nuestra familia.